Utilizar la banca electrónica, realizar compras en línea, incluso en comercios de otros países, y hacer trámites con la administración es seguro si sigues unas simples recomendaciones y aplicas el sentido común.

Cada vez utilizamos más en nuestro día a día los servicios de banca electrónica, el comercio electrónico o los portales que facilitan los trámites con la administración. Pero a su vez estos servicios se encuentran en el punto de mira de los estafadores, que intentarán lucrarse a tu costa capturando tus credenciales de acceso y datos bancarios.

Los dos mecanismos más utilizados por los atacantes para conseguirlo son:

  • Infectar tu sistema con virus diseñados para capturar tus contraseñas y datos bancarios al realizar un trámite.
  • Utilizar la ingeniería social -normalmente mediante correos fraudulentos que intentan suplantar la identidad de tu banco o comercio (phishing)- para redirigirte a páginas fraudulentas desde las que capturar tus contraseñas o infectar tu sistema.

Evita ser víctima de un fraude protegiendo tu PC y siguiendo unas sencillas recomendaciones de uso.

Prepara el PC para acceder a los servicios

Protege el sistema para reducir los riesgos de infección por virus.

Comprueba que la página es segura: cifra las comunicaciones

  • Mira en la barra de direcciones y comprueba que las primeras letras de la dirección de la página son “https”, normalmente es únicamente “http”. La “s” viene por “secure” y significa que los datos van a viajar cifrados, de esta forma, si un atacante intercepta la información, no podrá interpretarla.

    Comunicación no segura: http. Comunicación segura: https

  • Su funcionamiento se basa en que el servidor que contiene el sitio web al que se quiere acceder, está verificado por una autoridad superior que asegura que ese sitio es legítimo.
  • Verifica la legitimidad del sitio web. Los defraudadores intentan embaucarte mediante correos y páginas web que suplantan la identidad de tu banco o comercio, aprende a reconocer mensajes fraudulentos y no te dejes engañar.
  • Puedes utilizar como apoyo los filtros antifraude de los navegadores, diseñados para alertar al visitar una página fraudulenta. Más información en Como mantener tu navegador seguro.
  • Si es la primera vez que utilizas los servicios en línea de una entidad desconocida, ten en cuenta los siguientes consejos para identificar una entidad de garantías.

Hábitos de seguridad en trámites electrónicos

  • Utiliza contraseñas seguras para evitar que puedan suplantar tu identidad.
  • Al terminar cierra tu sesión. Evitaras que alguien pueda acceder a tus cuentas a continuación tuya.
  • En la medida de lo posible no utilices ordenadores públicos para este tipo de gestiones.
  • Ante cualquier sospecha, no dudes en ponerte en contacto con tu banco o comercio.

Fuente: OSI, Oficina de Seguridad del Internauta