videojuegos_aficion

En la actualidad son cientos los títulos multiplataforma que existen y en los que los usuarios exponen información personal y sensible, sin embargo son aquellos que hacen uso de su computador para ingresar al mundo de los videojuegos, con el que sacan a relucir las características de su ordenador las cuales le otorgan más versatilidad en cuanto al desempeño y rendimiento dentro del mismo, los que están más expuestos al robo de la misma, sin que estos lo sepan.

Esto según el estudio realizado por la compañía ESET, la cual consultó a más de 500 jugadores entre los cuales en su mayoría no aceptaron el ser adictos a los videojuegos, como tampoco contar con protección para sus datos personales.

Para entender si realmente se es un adicto los videojuegos, se debe contar las horas que se le dedican diarimente al mismo, pues en promedio los jugadores dedican entre 2 a 5 horas diarias, mientras los adictos dedican de 12 a 24 horas continuas a la pantalla, inclusive hay quienes aceptan dedicar hasta dos días seguidos. Pese a que son muchas las horas que los jugadores dedican a sus dispositivos, tan sólo el 14% acepta ser adicto a los mismos.

Además de las afectaciones que esta adicción puede generar en la salud, también se corre el riesgo de que su información personal sea captada y se originen plagios con la misma; entre los jugadores que hacen uso de su ordenador, en su mayoría no tienen en cuenta la protección de sus datos, pues afirman que los software de seguridad afectan su experiencia pues relentizan su ordenador.

Para el experto en seguridad de ESET Mark James esto es un desacierto pues, tal y cómo él menciona “el desactivar una solución de seguridad porque se siente que está interrumpiendo la sesión de juego. Como jugador sé que muchos de los videojuegos implican invertir largas horas de trabajo y esfuerzo, y si la seguridad de la máquina se ve comprometida el riesgo de que las credenciales de acceso sean rodabas se incrementa de forma masiva. Si bien hay posibilidades de obtener la cuenta de regreso, siempre que se pueda demostrar que ha sido comprometida, es el tiempo de inactividad lo que causa tanta molestia. La solución de seguridad es la primera línea de defensa en Internet y no debe ser desconectada o retirada por ninguna razón», concluye.

Así que ahora resta que se pregunte si es realmente un adicto a los videojuegos y si se está protegiendo al jugar los mismos.

Fuente: Caracol